“Acuérdate de mí, ¿vale? Existimos porque alguien piensa en nosotros y no al revés; no te olvides nunca”

jueves, 3 de enero de 2008

Esta madrugada

Cinco de la mañana. El frío encoge mi corazón, me traspasa la piel y se refugia en mis huesos. Hace que caduquen mis ganas de sonreír y revivan las lágrimas. Lágrimas infinitas. Lágrimas que caen sobre la almohada toda una madrugada. Esas que buscan un abrazo y no encuentran nada, ni tan sólo una mirada. De las que conversan con el dolor y el frío de mi corazón, y una vez puestos de acuerdo no me dejan levantarme de la cama.
Seis de la tarde y todavía sigo aquí, tumbada, sin un leve movimiento desde que me tapé con la manta. He perdido la cuenta ya de las veces que se ha abierto la puerta de esta habitación, ofreciéndome una oportunidad y otra para levantarme y echar algo de comida en mi estómago, y no, no puedo levantarme. Ni puedo ni quiero. Ni apetito tengo ya, ni ganas de sonreír, ni de vivir.
Diez de la noche. Tengo resaca de tanto llorar, de sentir cientos de lágrimas cayendo una y otra vez por mi rostro, olvidándose en el vacío. Si estoy sola, ¿cómo es que me pesa tanto la soledad? Es vacío, es nada. Nada de nada.
Tengo ya la sensación de que la habitación se está cayendo, y yo, sin apartar la mirada, caigo con ella. Entonces giro, giro y giro... Y siento como alguien entra en la habitación y me abraza. Pero es tan sólo una alucinación.

Si por un instante hubiera sido real, si de verdad hubieras venido a verme y me hubieras abrazado, sin ni siquiera sentirte... me hubiera levantado de esta puta cama y hubiera vuelto a luchar.




Si, ese fue mi primer día del año.

3 comentarios:

Anada dijo...

Y llueve...no para de llover desde ayer,y algunas gotitas se confunden con esas lágrimas que comparto contigo,ojalá pudiese secarlas,y cuidarte,(eres tán frágil),y darte lo mejor que tengo para ti,(aunque séa en la distancia).
La vida debería estar llena de sonrisas,afectos y dias iluminados,(aunque llueva),te pido que lo hagas por ti...solo por ti.Nadie merece tus lágrimas ni tu abandono.
Un abrazo cálido...muy cálido desde la distancia.Tq.

Julia dijo...

Precioso, Sandra. Te aseguro que con cada palabra tuya me haces sentir lo que tú sientes.

Y, espero que lo sepas, si para levantarte de esa puta cama necesitas un abrazo mío, ahí lo tendrás. Siempre y con cariño desde Madrid.

Un adelantito de abrazo y un beso de los grandes para mi escritora (con todas las letras) preferida.

Anónimo dijo...

Cuando estés mal
cuando estés sola.

Cuando ya estés cansada de llorar
no te olvides de mí
porque se que te puedo estimular.

Cuando me mires a los ojos
y mi mirada esté en otro lugar
no te acerques a mí
porque se que te puedo lastimar.

No pienses que estoy loco
es sólo una manera de actuar
No pienses que estoy solo
estoy comunicado con todo lo demás.

Por eso cuando estés mal
cuando estés sola
cuando ya estés cansada de llorar
no te olvides de mí
porque se que te puedo estimular.


Charly García.

Hola Quería, ya ahora se de sobra que sabes cuan fuerte es el poder de un abrazo y por eso, sin importar la lejanía y la enorme distancian del atlántico, quiero mandarte un abrazo de igual distancia para vos, para que caliente un poco el frío de tu corazón, para que estés un poco menos sola, un abrazo así como el señor relámpago raja el viento y pido con fe a la marea que te lleve con gracia mis más profundos deseso para vuestra felicidad.

con afecto,

Juan Sebastián (Colombia)



espero que te ayude la letra del supermaestro García....